Analistas políticos debaten sobre el proceso constituyente ad portas del Plebiscito Nacional 2020

¿Qué tan preparado está Chile para reformar la Constitución? Esta fue la interrogante que debatieron las y los expertos en un nuevo encuentro del Ciclo de Entrevistas de Periodismo UCN.

A pocos días de vivir el histórico Plebiscito Nacional, la Escuela de Periodismo de la Universidad Católica del Norte, realizó el conversatorio “Proceso Constituyente: Una decisión trascendental”, con el objetivo de analizar el escenario social y político de Chile frente a esta etapa.

El debate moderado por el académico José Luis Villalobos, fue protagonizado por la doctora en Ciencias políticas y Relaciones Internacionales, Francis Espinoza; el doctor en Ciencias Políticas y Gobierno, Cristian Zamorano; el magíster en Economía aplicada a Políticas Públicas, Antonio Rojas y la abogada penalista, Karina Ibarra Figueroa. 

Franja electoral 

Sobre la propaganda política por el Apruebo y Rechazo, las y los analistas concordaron en que no fue una franja bien planteada y que probablemente, no cumplió con los objetivos esperados, ya que no generó impacto en las audiencias.

Para el doctor Cristian Zamorano, el principio de transparencia fue uno de los factores que influyó en este fenómeno. “La apertura que permiten las redes sociales hizo que la televisión perdiera impacto (…) y por rebote, el peso y la influencia que pueden tener esas franjas disminuyó junto con la influencia de la tele”, señaló.

Por su parte, tanto Francis Espinoza como Karina Ibarra, coincidieron en la idea de que esta herramienta política ha demostrado ser bastante “violenta comunicacionalmente y con poca o nula educación cívica”.

Francis ejemplificó con el eslogan “El que piensa aprueba”. “¿Significa que la gente que rechaza no piensa?”, se pregunta la académica. En este sentido, Ibarra añadió que “es importante construir una sociedad más empática y compasiva”.

Sobre el quórum de 2/3

La académica Francis Espinoza, aclara que para ella “los cuórum son significativos porque constituyen uno de los tantos enclaves de la materialización de una constitución”, sin embargo, “es a puertas cerradas y no está a la altura de un Chile contemporáneo donde la ciudadanía va mucho más adelante que la normativa y las instituciones”. 

Cristian Zamorano, señala que para cualquier “país con tradición democrática, lo de los 2/3 es normal para poder hacer cambios sustanciales y significativos en la constitución porque esto impide que una mayoría circunstancial, por el fervor del instante, establezca algo que se pueda poner en tela de juicio tiempo después en función del cambio de la circunstancia”.

Por su parte, la abogada Karina Ibarra expresa que “es complejo lograrlo porque no contamos con esos quórum, no existen esos consensos políticos, ya lo hemos visto a través de derechos tan fundamentales y universales como el del agua”.

En acuerdo con Ibarra, Antonio Rojas señala: “Yo no tengo tan claro que podamos consensuar sobre este tema habiendo tanta diversidad cultural, salvo que el tema en común sea justamente el valor de respetar la diversidad cultural”.