Mg. José Luis Villalobos asumió como nuevo Jefe de Carrera de la Escuela de Periodismo UCN

La nueva autoridad de Periodismo UCN expresa que “debemos trabajar con una mirada de futuro para responder a las nuevas demandas del entorno, que nos exige renovar nuestro compromiso con la libertad, verdad y justicia”.

El periodista, académico y magíster en Comunicación Estratégica, José Luis Villalobos, se incorporó este lunes al equipo directivo de la Escuela de Periodismo de la Universidad Católica del Norte (UCN), para desempeñarse en el cargo de jefe de carrera.

El magíster cuenta con 27 años de trayectoria laboral en medios de comunicación, administración pública,  periodismo corporativo y docencia, dedicándose los últimos 7 años a la formación profesional de periodistas en la Escuela de Periodismo UCN.

-¿Qué desafíos profesionales asumes en esta nueva etapa como jefe de carrera?

-Creo que este es el principal desafío que enfrento en mis 27 años de experiencia laboral. El  2017 llegué a mi Escuela, a mi segunda casa, mi alma mater, donde he ejecutado toda mi formación académica de pregrado y postgrado. Este nombramiento me llega en un momento de madurez y equilibrio personal, familiar, profesional y emocional, tras haber recorrido caminos con muchos obstáculos que logré superar con trabajo duro, serio y comprometido. Creo que las relaciones humanas y profesionales se construyen en un espacio de respeto, confianza, transparencia y honestidad, y estos principios rectores me han acompañado en la UCN desde el 2015, cuando me sumé como profesor adjunto y seguirán iluminando mis nuevas responsabilidades.

-¿Cuáles son tus proyecciones y expectativas sobre la contribución que realizarás en la Escuela de Periodismo UCN?

En mi desarrollo profesional he tenido la responsabilidad de liderar equipos de trabajo y desarrollar proyectos de prensa, comunicaciones y desarrollo institucional. Mi formación en el área de especialización la he complementado con cursos y jornadas de capacitación en gestión de calidad. Tras titularme en 1994 y desempeñarme en medios de comunicación, trabajé tres años con jefes de Canadá y Finlandia, donde tuve mi primer acercamiento al concepto de “calidad total”, de hacer las cosas bien a la primera y este enfoque me ha acompañado en todas mis experiencias laborales y los procesos de mejora continua están en mi ADN. El aseguramiento de la calidad es el elemento articulador del proceso de complejización de la Educación Superior y guía nuestro trabajo diario.

¿Qué mensaje le entregarías a la comunidad estudiantil y académica de la Escuela?

-La Escuela de Periodismo de la UCN somos todas y todos: estudiantes, profesores/ras, egresados/as, titulados/as y funcionarios/as. Somos herederos de una rica historia de 54 años de prestigio, liderazgo y compromiso social en la macro zona norte del país y que está ligada a los orígenes fundacionales de nuestra universidad y eso nos entrega un sello distintivo único, una identidad genuina. Tenemos que trabajar con una mirada de futuro para responder a las nuevas demandas del entorno, que nos exige renovar nuestro compromiso con la libertad, verdad y justicia.

Quiero agradecer a la Decana de la Facultad de Humanidades, Mónica Guzmán y a mis colegas de la Escuela de Periodismo por darme esta gran oportunidad de asumir la jefatura de carrera.

Escuela de Periodismo UCN: Más de medio siglo formando comunicadores en el norte de Chile

Ad portas del Día del Periodista, exalumnos/as y nuevas generaciones cuentan el desafío e importancia de esta carrera en los tiempos actuales. 

Este 11 de julio es celebrado el Día del Periodista en Chile, profesión que la Universidad Católica del Norte (UCN) desarrolla desde 1967, siendo pionera en la formación de hombres y mujeres dedicados a las comunicaciones en el norte del país.

En efecto, la carrera se creó en marzo de 1967, la cual en ese entonces comenzaba su trabajo como Escuela de Comunicación Social, dependiente del Instituto de Ciencias Sociales de la entonces Universidad del Norte. Sus fundadores fueron los periodistas Nicolás Velasco del Campo (director) y Rodolfo Gambetti del Pino (subdirector).

Entre la primera generación de ese año 67 se encontraba un joven Herman Cortés, quien por aquel entonces ya se desempeñaba como periodista en la entonces Radio Minería.

Cortés recuerda sus años de estudiante. “Yo entré a la Universidad del Norte siendo periodista colegiado. Y eso interesó: tener a un periodista ahí, en el primer año. Entonces solamente me hicieron exámenes, que eran en el tema de redacción. Me acuerdo que hicieron un reportaje sobre la guerra del Yom Kippur – entre Israel y los países árabes-. Afortunadamente, yo estaba en el tema de la noticia, y ya redactaba más o menos bien, entonces se interesaron y, sobre todo, Andrés Sabella, quien se la jugó hasta que me permitieron ingresar”.

Recuerda con especial cariño al poeta Andrés Sabella, quien impartió clases en esos primeros años y cuyo busto hoy se erige en medio de los jardines de la Escuela de Periodismo.

El profesional también rememoró a Nicolás Velasco del Campo, quien era el director de la Escuela, y a su vez director del diario Las Últimas Noticias de Santiago. “Él no hacía clases, sino que cuando venía era una especie de seminario, charlas de temas muy generales; así como una vez también recuerdo que tuvimos un seminario sobre administración de empresas periodísticas, con el administrador nacional de la cadena El Mercurio, Fernando Leniz, quién, si mal no recuerdo, después incluso fue ministro de (Augusto) Pinochet. Ahora, entre los profesores, que yo recuerdo, estaban Luis Berenguela, que nos enseñaba mucho reporteo, titulación de diario, específicamente”, evocó el alumno de la generación debutante.

AÑOS 70s

Isidro Morales y Sergio Pallomari son alumnos de las generaciones del 71 y 72 respectivamente, cuando Chile vivía un complejo escenario social marcado por la división ideológica Morales recuerda la efervescencia de la Escuela en aquel entonces.

“Éramos más o menos 30 alumnos y era un ambiente un poco complicado, porque hacía pocos meses que había asumido Salvador Allende, entonces la vida política era movida. Y en ese aspecto, la Escuela de Periodismo, como las demás carreras de la universidad, también estaba, llamémosle, politizada; o sea, había bandos, por supuesto, los que apoyaban a Salvador Allende, y los que se oponían. Ese era el ambiente en que me integré a la carrera”.

Por su parte, Pallomari cuenta que para ese entonces “la carrera en cuanto a infraestructura, era bastante pobre. Teníamos solamente una sala, que nosotros llamábamos ‘de doble acción’, y que tenía, alrededor de 12 o 15 máquinas de escribir que, al parecer, se las prestaban de las otras oficinas; entonces, de ahí que había un muestrario de páginas”.

También agregó que en ese entonces existían ramos más bien prácticos que teóricos. “Y como digo, se enseña más, incluso lo que nos favoreció también, era que en nuestro curso éramos como 18, y no más que eso; y de la carrera entera salían unos siete alumnos. Era una carrera chica”, recuerda.

ERA DIGITAL

En más de 50 años de existencia, la carrera ha aportado ilustres profesionales que han dado muestra de la calidad de la Escuela. Esto, pese a que a fines de los años 80 fue suspendida por algunos años.

En plena era digital y frente a estas transformaciones, el director de la Escuela de Periodismo UCN, Mauricio Matus, considera que “en los próximos diez años, las y los periodistas deberíamos reforzar nuestro rol como servidores sociales y articuladores públicos de la información.  Esto, en el marco de una era digital donde cualquier persona puede generar y difundir contenido a través de las redes sociales”.

Respecto a estos desafíos, el estudiante de primer año de Periodismo UCN, Ignacio Gaete, expresa “durante mi formación profesional en la Escuela espero formar una mente crítica e integral con la que blandir mi rigor periodístico y profesionalismo”.

Por su parte, Alexandra Romero de tercer año, comenta que su experiencia en la Escuela ha sido realmente satisfactoria. “Desde el primer momento la Escuela fue un lugar en el cual me sentí muy cómoda”.

Por último, el estudiante Joaquín Figueroa de tercer año, comentó:  “Mi formación profesional ha sido la más completa debido a la calidad de los docentes que pertenecen y pertenecieron a la Escuela durante estos últimos años. Además, la Escuela tiene muchas actividades que complementan al perfil del egresado y que se deben aprovechar”, enfatizó.

En memoria de Víctor Hugo Pérez Carus, reconocido periodista y egresado de la segunda generación de Periodismo UCN

Con mucho pesar, la Escuela de Periodismo UCN recuerda al destacado colega, también conocido por sus cercanos como “Flaco Pérez”.

Víctor Hugo Pérez Carus, fue un reconocido comunicador oriundo de Chuquicamata; virtuoso, carismático y dedicado. Así lo recuerdan sus colegas y compañeros de las aulas del 73′,  la segunda generación de periodistas de la entonces Escuela de Comunicación Social de la Universidad del Norte. Desde aquel momento, Víctor Hugo destacó y dejó huella en cada lugar donde se desempeñó como periodista.

Recuerdo de la titulación en 1973, días antes del Golpe de Estado. De derecha a izquierda, Víctor Hugo Pérez, Rubén Gómez Quezada y Sylvia Camaño Rencoret.

Sus colegas honran y recuerdan su paso por reconocidos medios de comunicación como TVN Antofagasta, donde comenzó su carrera como reportero con especial interés en el periodismo deportivo.

Dentro de su trayectoria laboral, también destaca su paso por el diario El Sur de Concepción, El Mercurio de Calama, El Mercurio de Antofagasta, El Diario de Atacama y el histórico Semanario Oasis de Chuquicamata, donde trabajó como director de prensa y orientó la práctica de periodistas que hasta hoy agradecen su entrega como maestro.
Cabe destacar, que el rubro de las comunicaciones también llevó al “Flaco Pérez” hasta Bolivia, país donde sumó nuevas experiencias laborales con la pluma apasionada que lo caracterizaba. Parte de sus escritos quedaron plasmados en la Antología Poética-Literaria de la Sociedad de Escritores San Pedro de La Paz (2008).
Extracto del escrito de Víctor Hugo publicado en la Antología Poética-Literaria (2008).
Condolencias
Sergio Pallomari Cortés:
Hago llegar mis condolencias a la familia, compañeros de generación y colegas de Víctor Hugo.

Ramón Reyes Arancibia:
Muy lamentable la partida de otro de nuestros compañeros de Periodismo UN/UCN. Mis condolencias para Pablo, familia y amigos.

Rene Cortes Molina:
Una pena. Mi pesar a su familia. Lo conocí en la Escuela, compartí en muchas ocasiones con él, incluso como vecino en la Gran Vía. Aprecie sus virtudes personales y profesionales en su destacado desempeño laboral. Dios lo acoja en su Santo Reino. Mi recuerdo eterno Víctor Hugo.

Jorge Varas:
Tuve el honor de conocerlo. Visitó el colegio San Luis en un par de oportunidades.
Una gran persona y profesional. Acompaño a su familia en estos momentos en que él ya descansa en paz absoluta en la otra dimensión que a todos nos espera.

Michael Müller:
Se fue el Flaco Pérez, compañero de tantas correrías, de litros de cerveza en la Perla del Norte o en la playa de Las Almejas, de tomas en la Universidad, de largas noches de estudio en los pabellones de madera a la entrada de la Norte, de largas caminatas desde la Gran Vía hasta los estudios de TVN y de ahí seguíamos al Centro de la ciudad para reportear. O de sábados y domingos reporteando el deporte amateur de Antofagasta junto al gran Gonzalo Olmos, otro que también ya partió.
El Flaco Pérez y Rosita nos distinguieron con Ximena para que fuéramos los padrinos de Claudia su primera hija.
Con el Flaco Pérez éramos unos cabros cuando creamos una Agencia de Publicidad y en uno de nuestros negocios le pusimos el primer marcador decente al Estadio Regional de Antofagasta, era de madera, grande y quedó bonito, fue nuestro gran orgullo.
La muerte es parte de la vida, pero cuando le llega a alguien cercano la noticia nos golpea en el alma, nos pone una sombra en el corazón y nos hace mirar hacia atrás.
Hacía muchos años que no veía al Flaco Pérez y a Rosita, ellos viviendo en la zona de Concepción y nosotros por aquí por la capital. Hoy recorrí mentalmente en un par de minutos algunas de nuestras numerosas historias juntos mientras digería la noticia. Para Rosita y para sus 2 hijos un fraterno abrazo a la distancia y mis condolencias.
Descansa en paz Víctor Hugo, lo comido y lo bailado no te lo quita nadie. Chao Flaco Pérez.
Para Rosita y para sus 2 hijos un fraterno abrazo a la distancia y mis condolencias.
Descansa en paz Víctor Hugo, lo comido y lo bailado no te lo quita nadie. Chao Flaco Pérez.

Carlos Solar Millar:
Una gran pérdida. Un gran amigo: compañero de secundaria y universidad. También trabajamos juntos en Chuquicamata. Mis condolencias a Rosita, familiares y amigos.

Eduardo Alegria Olivares:
Gran persona, buen colega. Tengo fotografías junto a él y Pedro con ocasión de celebrarse uno de los Aniversario de El Mercurio de Calama. Descansa en paz Negrito. Mi pesar a sus familiares y más cercanos amigos y colegas.

Daniel Ortiz Alfaro:
La vida y la muerte, o la muerte y la vida, ese dicotómico hollar de nuestro frágil paso por la tierra.
Que los astros Siderales acojan benignos a nuestro colega Víctor Hugo.
Mis fraternales condolencias a sus seres amados y mi gratitud eterna por la ayuda que me entregó durante mi práctica en el semanario Oásis de Chuqui. Y que su viaje sea sereno por esos caminos que no conocemos.
Que así sea.

Mónica González en Periodismo UCN: “Estudiar periodismo hoy es un privilegio porque el mundo está en revolución”

“Las escuelas de periodismo tienen que preparar periodistas que entiendan de ética y de servicio público, porque estamos luchando contra una corrupción sistemática y la transparencia tiene que empezar por nosotros”, expresó la ganadora del Premio Nacional de Periodismo 2019.

La reconocida periodista y escritora, Mónica González, dictó una charla sobre el rol del buen periodismo en medio de la crisis social y política que impacta a nivel mundial, dirigida a las y los estudiantes de la Escuela de Periodismo UCN.

La presidenta del Centro de Investigación e Información Periodística (CIPER), se refirió a los desafíos que enfrenta el periodismo en la actualidad, entre los cuales, destacó como obstáculos a “la industria de noticias falsas y la industria de defensa de la riqueza”.

“El buen periodismo es indispensable para que las y los ciudadanos sepan dónde está la corrupción, eso es clave. Pero para eso, necesitamos desenmascarar a quienes trabajan en la industria de noticias falsas y quienes trabajan para la industria de defensa de la riqueza”, expresó González.

Periodismo al servicio de la comunidad

La ganadora del Premio Nacional de Periodismo 2019, señaló que “actualmente no es la libertad de expresión la que está en peligro, lo que está en peligro es acceder al periodismo de calidad”.

“El buen periodismo no es un juez. El buen periodismo alerta, presenta la cadena de hechos con veracidad y transparencia”, añadió.

Además, González consideró que al periodismo de hoy “le hace falta trabajar más en equipo”, especialmente en el periodismo de investigación, donde es necesaria “la rigurosidad, ética y dignidad”.

La investigadora destacó que “estudiar periodismo hoy es un privilegio, porque el mundo está en revolución y la comunicación es lo que más se necesita”.

Finalmente, Mónica González enfatizó en que actualmente “el mundo está amenazado por pandemia, corrupción, crisis política y calentamiento global, entonces esto nos ubica en un momento de inflexión único en nuestra historia”.

Por lo tanto, “las escuelas de periodismo tienen que preparar periodistas que entiendan de ética y servicio público, porque estamos luchando contra una corrupción sistemática, y la transparencia tiene que empezar por nosotros”, puntualizó.

 

En memoria de Fernando Castro Tirado, creador de “Canal 15 Analógico” y egresado de Periodismo UCN

Con mucho pesar, la Escuela de Periodismo UCN recuerda al destacado joven periodista, Fernando Castro Tirado, quien falleció a la edad de 36 años el pasado domingo 14 de junio.

De buen corazón y talentos

Fernando Castro, también conocido como “Fernastro” por sus cercanos/as y audiencia virtual, es recordado por sus seres queridos como un hombre bondadoso, tranquilo y de mucha sabiduría.

En su trayectoria profesional como periodista,  dejó un importante legado sobre la historia de los medios de comunicación en Chile, a través de su canal de Youtube “Canal 15”. En este espacio, Fernando demostró su talento y pasión por analizar y acercar al público la evolución de la televisión, compartiendo valiosos registros de antiguas transmisiones y programaciones nacionales e internacionales.

“Fernastro” también dejó huella por las interesantes intervenciones periodísticas que realizaba en Modoradio, espacio de conversación y análisis sobre el mundo audiovisual y tecnológico. “Fue una gran fuente de inspiración para muchos”, se lee entre los comentarios de condolencias de sus auditores en Modoradio.

También trabajó como webmaster en la reconocida página de gastronomía, Restonomía.cl.

Lorena Rapimán, cofundadora del sitio y compañera de trabajo de Fernando durante 5 años, lo recuerda como “un hombre bondadoso, de muy buen corazón. Tranquilo, con una sabiduría y una calma envidiable, siempre veía el bien”.

“Siguió su corazón y valores emocionales, logró ser feliz. Es una tremenda pérdida”, afirma Lorena.

En su paso por Restonomía, Fernando obtuvo grandes reconocimientos por su innovación en la programación del portal. “Era muy hábil y talentoso en temas de diseño y programación, se manejaba a la perfección”, recuerda su ex compañero de trabajo y director de la Escuela de Periodismo, Percy Peña.

Para la Escuela también fue un gran aporte positivo su presencia, desde su paso como estudiante de la generación 2004, hasta sus ayudantías en cátedras y contribuciones en el medio “El Pensador”.

Condolencias

La comunidad de Foromedios se hace parte del duelo por el sensible fallecimiento de Fernando Castro, conocido por sus intervenciones en Modoradio y mayormente por sus excelentes aportes respecto a la historia de los medios de comunicación en Chile y el mundo a través de sus documentales en su canal de Youtube Canal 15.

Las palabras sobran cuando se experimenta una pérdida de tal magnitud, sobre todo si se trata de un joven profesional con un prominente futuro, aún así queda el consuelo del legado que nos dejó, tanto por su personalidad, como por los contenidos que nos entregó.

Solo nos queda hacer extensivas nuestras condolencias a sus familiares, pareja y amigos, para que prontamente les llegue el consuelo que tanto necesitan.

______________________________________________________________________________________________________

Archivos en VHS lamenta el triste fallecimiento de nuestro seguidor y amigo Fernando Andres Castro Tirado, mas conocido como Fernastro o Fer con su proyecto en YT C15. Condolencias para sus familiares, pareja, amigos y conocidos en estos difíciles momentos.

Fernastro dio a conocer en redes sociales su talento de presentar documentales de la television y otras areas a traves de Canal 15 sumado a su participacion en modoradio.

Condolencias a sus familiares, pareja, amigos y conocidos en estos dificiles momentos. Fernastro, descansa en paz.

______________________________________________________________________________________________________

Integrantes de la Sociedad de Televisión Ficticia de Chile: Estamos sumamente apenados y tristes por ésta pérdida; realmente cada uno de nosotros mandamos nuestro más sentido pésame a él, su familia y conocidos y nos sumamos al luto de Modo Radio para así despedir a ésta gran persona que llevaremos cada uno de nosotros en nuestros corazones.
______________________________________________________________________________________________________

La sociedad Multimedios Teleplay Ltda. se adhiere al triste dolor de la familia y amigos de don Fernando Castro Tirado, (Q.E.P.D), quién falleciera inesperadamente la tarde del Domingo 14 de Junio a los 36 años de edad.

Fernastro (o Fer), como era conocido en las RR.SS, hizo gala de su talento para analizar sobre el pasado, presente y futuro de este mundo loco que es la televisión local y de otras áreas del mundo audiovisual y tecnológico, siendo una gran fuente de inspiración para muchos, a través de sus comentarios en Modoradio y de su gran creación en YT, Canal 15, en donde quedaba más que demostrado ese gran talento.

Desde esta tribuna, hacemos llegar a su pareja, familia, amigos y a todos quienes tuvieron el privilegio de conocerlo, nuestros mayores respetos y las más sinceras condolencias. Que Dios les brinde el consuelo necesario para sobrellevar este triste momento

Don Fernando Castro Tirado, Diego A. Muñoz
Editor periodistico M.T.P

______________________________________________________________________________________________________

Jaime Betanzo: Hace dos años, conocí por primera vez a Fernando Andrés Castro gracias a que él nos permitió junto a Loreto Manzanera poder participar de un cumpleaños sorpresa que le hacamos a Roberto Caamaño en Santiqgo junto a Juan Direcshion Valenzuela y Nikolás López . Con él después empezamos a tener juntas por Santiago donde nos reiamos, paseabamos, y comiamos tremendas hamburguesas junto Sebastián Miguel A. Arce Padilla y Carlos Pinto Godoy .

Si bien fui seguidor de su tremendo proyecto #Canal15Analogico en YT, pero desde ese momento hicimos una gran amistad. Hoy después de almuerzo, me enteré de su deceso. Por fuera me siento tranquilo, pero por dentro estoy apenado, triste y muy en shock.

Dios, Señor de Luz permite el Consuelo para su familia, para Juan y sus amigos de siempre. El buenrrollismo llegó al cielo, y seria un sacrilegio si no le hiciera un homenaje a esta tremenda persona.

Hasta siempre querido. Te vamos a recordar, pero recordar bien POR SIEMPRE.

 

En memoria de Claudio Salas Bruzzone, egresado de la primera generación de la Escuela de Periodismo

Claudio Salas Bruzzone, egresado de la generación de periodistas del 67′ , falleció en la ciudad de Santiago debido a una grave enfermedad.

Con mucho pesar, la Escuela de Periodismo UCN recuerda al destacado periodista, Claudio Salas Bruzzone, egresado de la entonces Escuela de Comunicación Social de la Universidad del Norte.

Sus colegas y amistades lo recuerdan como “un muy buen compañero, de mucha paz y opiniones equilibradas”, destacando su elegancia y magnética personalidad que lo convirtieron en “el Alain Delon de la generación”.

Recuerdo de la primera clase de la Escuela de Comunicación Social, valioso registro compartido por Claudio Salas en sus redes sociales. En la foto Nicolás Velasco, primer director de la Escuela de Periodismo dictando clases a las y los estudiantes de la generación del 67′.

Memorias de Chacabuco

Durante su trayectoria profesional, Claudio Salas trabajó como periodista en la Radio Chilena del Arzobispado de Santiago, lugar donde su vida fue marcada por un antes y un después de la dictadura cívico-militar.

Víctima de la persecución política en noviembre de 1977, Claudio fue secuestrado al Campo de Prisioneros Políticos de Chacabuco, lugar donde fue torturado y posteriormente exiliado del país.

Su historia figura entre los miles de relatos registrados por la Vicaría de la Solidaridad y el Informe Valech.

Condolencias

Eduardo Alegria Olivares: “La partida de otro de los legendarios de la primera generación de periodistas. Que descanse en paz y mis sentimientos de pesar y mis condolencias a toda esa muchachada de 1967″.

Diana Alvarez: “Muy buen compañero, de mucha paz. Siempre impecable y sonriente. Nuestro Alain Delon en la UCN”.

Rene Cortes Molina: “Mi pesar a su familia, colegas de generación y amigos”.

Lorenzo Reyes: “Fue un tipo elegante , buen mozo , simpatizante de izquierda, de opiniones equilibradas . Las chiquillas de entonces lo lloraran. Nosotros nos apenaremos por un Compañero que se fue antes.
¡Hasta la Victoria Siempre Claudio!”-

Pedro Arturo Zlatar Becerra: “Mis condolencias para su hija y Jenny Faker”.

Susana González Rodriguez: “Recuerdo a Claudio Salas. lamentó muchísimo su partida. Mi pesar a su familia”.

Carlos Solar Millar: “Lo conocí. Lamento su fallecimiento. Hace varios años lo vi y conversamos por última vez
Mis condolencias a su familia y amigos”.

Herman Alberto Cortés Cortés: “No volví a ver a Claudio desde que nos despedimos en la Esc. de Comunicación Social de la U. del Norte, pero guardo su recuerdo y -como todos los compañeros de nuestra generación- lamento profundamente su partida”. 

En memoria de José Araya Torres, periodista y académico ariqueño formado en Periodismo UCN

Con mucho pesar, la Escuela de Periodismo recuerda al destacado periodista y magíster, José Araya Torres, quien formó parte de la generación de estudiantes de 1975.

José “Pepe” Araya Torres, periodista y académico nortino, es recordado por sus colegas, amigos y estudiantes, como un hombre humilde, cariñoso y apasionado por las comunicaciones y la educación.

En los inicios de su carrera periodística, José dio a conocer su talento en la prensa escrita en el Diario La Estrella de Arica, lugar donde realizó su práctica profesional.

Posteriormente, desarrolló su carrera como locutor radial en la Radio UTA y Radio Arica. Finalmente, dejó su huella en el Diario Austral como editor nocturno y corresponsal.

Pero no todo era periodismo en la vida de “Pepe” Araya, ya que la educación también se convirtió en un pilar fundamental en su vida.

El académico formó periodistas con la misma pasión que ejercía su profesión, realizando clases en la carrera de periodismo de la Universidad José Santos Ossa, establecimiento donde también asumió como jefe de carrera. Asimismo, dictó clases en el Instituto Profesional AIEP e INACAP de Antofagasta.

Sus amigos y colegas también destacan que fue un socio activo del Colegio de Periodistas, especialmente durante el período de dictadura.

Condolencias

Carlos Humberto Silva Araya: “Pepe como nortino era un caballero y lo recuerdo muy bien. Llevó el norte en su pecho y alma bañado por el desierto y mar ariqueño”.

Iván Fredes: “Guardo imborrables recuerdos de nuestras andanzas universitarias y profesionales. Y un eterno agradecimiento por haberme recibido en su casa cuando iniciaba mis primeros pasos profesionales en el Diario La Estrella de Arica”.

Bruno Canobra Araya: “Un gran amigo y colega por la Universidad Santos Ossa. Tuve el privilegio de formar periodistas con él y realizar investigaciones. Un grande”.

Eduardo Alegria Olivares: “Que lamentable noticia la partida de José, quien llegó en 1977 a hacer su práctica al Diario La Estrella de Arica. Un caballero a carta cabal, un buen hombre. Sólo elevar las plegarias al Cielo y desearle un buen viaje hacia las estrellas, donde descansan los grandes como él”.

Giannina Marré Guzmán: “Mis condolencias a la familia de José. Lamentable noticia. Tengo los mejores recuerdos de Pepe como compañero de curso en Periodismo y como un excelente colega. Descansa apreciado amigo Dios te tenga en su santo reino”.

Juan Carlos Astuya Rojas:
 Un gran amigo y un formidable profesional. Conocí en él a una persona íntegra. Mis sentimientos de pesar a su familia”. 

En memoria de Daniel Díaz Segovia, reconocido periodista pampino y discípulo de Andrés Sabella

Con mucho pesar, la Escuela de Periodismo UCN recuerda al destacado periodista iquiqueño, Daniel Díaz Segovia, quien formó parte de la primera generación de periodistas del 67′, en los inicios de la Escuela de Comunicación Social.

A sus 72 años, el discípulo de Andrés Sabella se despidió de sus seres queridos el pasado lunes 27.  En honor a sus raíces pampinas y la devoción que sentía por la Virgen del Carmen, este martes 28 será trasladado a La Tirana donde será sepultado.

Recordando al “Chico Díaz”

Apasionado por la prensa escrita y con una pluma privilegiada, Daniel trabajó como Jefe de Crónica en La Estrella de Iquique y como periodista deportivo y jefe de sección en el diario La Cuarta en Santiago. Hasta el último momento de su vida, se mantuvo activo en su profesión escribiendo como cronista en El Longino y colaborando en Edición Cero.

En su extensa trayectoria como periodista y la notable pasión por sus raíces pampinas, Daniel también formó parte de la celebración de la Semana del Salitre bajo la premisa de “que la pampa nunca muera”. Asimismo, impulsó la Corporación del Salitre en la comuna de Huara donde pasó sus últimos días.

Su inagotable entusiasmo, creatividad y sabiduría al momento de ejercer su profesión, convirtieron al también conocido como “Chico Díaz”, en un maestro para muchas generaciones de periodistas que fueron testigos de su brillante trabajo.

Con la amabilidad y cordialidad que lo caracterizaba, Daniel también será recordado por amigos y colegas como una de las personas que mantuvo la fraternidad de una legendaria generación que dio vida a la Escuela de Periodismo UCN.

Reunión de la generación del 67′ en el hogar de Daniel y su esposa Laura en la comuna de Huara.

Palabras de amigos y colegas

Crónica de Ramón Reyes:

“Adiós querido Daniel”

“Linda imagen, lindas compañeras, linda junta de buenos colegas, linda acogida en el hogar de Daniel Díaz, lindo Huara, lindo mi desierto, lindos estos instantes de fraternidad en nuestras vidas. Como dice Tato, esa vez sumamos más minutos para comprar vida. Abrazos a todos”.

Esto lo escribí el 3 de septiembre de 2014, cuando la generación del 67 se reunió en Iquique y de la que siempre me he sentido uno más por afinidad de ideales y utopías. Esa vez Daniel nos acogió junto a su esposa Laura en su hogar de Huara. El había sido el artífice de los reencuentros de sus compañeros de curso de la Escuela de Comunicación Social de la UN. Le costaba congeniar con los viejos pero siempre sacaba adelante lo que se proponía.

En la universidad hicimos una amistad desde siempre, más cuando debí hacer mi práctica profesional en la radio de la sede Arica de la UN, donde era su director. Ahí también trabajaban Adolfo Vargas y el “Chino” Morales, otros dos apreciados compañeros. Días felices de fecundo aprendizaje reporteril. Con los años nos reencontramos en el GrupoCopesa, siendo el “Chico” o el “Guatón” Díaz, como lo llamaban sus compañeros, reportero de La Cuarta, llegando a ser jefe en la sección Deportes. En esos años fue un gran colaborador del Sindicato de Periodistas, participando activamente como socio. Por lo mismo, ya retirado y cuando debió someterse a una delicado operación al corazón, acudimos en su ayuda.

A Dios gracias y a la “Chinita”, porque el adoraba a la Virgen de La Tirana, se recuperó muy bien y volvió a su tierra natal, aunque más bien lo hizo a Huara, pueblo nortino en el que su esposa, Laurita, oficiaba como profesora. A veces viajaba al puerto y se reunía con sus amigos de siempre a conversar de la vida y de deportes que era su pasión.

Hace un tiempo me comentó que ya preparaba junto a Adolfo Vargas, el Flaco Vargas -actual director de El Longino- otra junta para este año con sus compañeros de Periodismo. Y también mostraba las fotos de sus nietos que ya le bailan a la “Chinita”.

Pero la vida quiso otra cosa. Hoy se nos fue Daniel de manera imprevista, inesperada, cruel. No lo merecía un hombre como él. Se nos fue y nos deja un inmenso dolor.

Cuando me lo informó mi compañera Indalicia Lagos Rojas no lo podía crear. Me resistía a creerlo hasta que desde Iquique confirmaron su fallecimiento.

Lo siento mucho por Laurita, su compañera de toda la vida, sus hijos y toda la familia, como asimismo por sus compañeros de generación y de universidad, quienes hoy lo lloramos con un sentimiento auténtico de profundo dolor,

Gracias, Daniel por tu amistad, por esos días preciosos de hermandad sabelliana en Iquique, por recibirnos con tanto cariño en tu hogar y que asi se lo conté a mi familia. No te olvidaré, amigo, compañero y colega. Descansa en paz.

Julia Pavez Swaneck:

Muy sentido pesame a la familia de Daniel mi recordado compañero en el primer curso de Comunicacion Social de la Universidad Catolica del Norte. Agradezco a Ramon Reyes Arancibia por su tan completo artículo relatando gran parte de la vida de Daniel, una muy sentida crónica relatando pasajes de los encuentros de mis recordados compañeros de la carrera. Que bueno que Daniel era devoto de la Virgen de La Tirana, ella ya lo ha recibido en las alturas Daniel fue un hombre bueno me lo imagino cuando recién entramos a periodismo con su sonrisa tan jovial y afable. Algún día nos volveremos a ver.

Eduardo Alegria Olivares:
Gran pesar para nuestra Escuela ante la partida de uno de los grandes del periodismo nortino. Fue un activo promotor para reunir en forma permanentes a la muchachada de los primera generación de la Escuela de Comunicación Social de la Norte, la cual posteriormente amplio la participación con otros estudiantes con el sólo hecho de ser del Alma Mater. Hombre de mil batallas y, como buen iquiqueño, gran amante y defensor de su norte.

Rodolfo Valencia Magna:
Con una pena tremenda, con el alma partida en dos y casi sin palabras. Como el gran Zalo Reyes en nuestras noches de bohemia periodística en el viejo Casino Español, “con una Lágrima en la garganta”, tengo que decir que se nos fue Daniel Díaz Segovia, uno de los grandes periodistas que iniciaron en Iquique -su tierra- la diáspora de la Escuela de Periodismo de “La Norte”.
Dejaste las salas de redacción de La Estrella de Iquique y de La Cuarta de Santiago, marcadas por la pasión de tu reporteo futbolero y del relato escrito. Los tres títulos de Iquique en escalada, en 1978 en el Nacional Amateur de Adultos, en 1979 en el Ascenso profesional y en 1980, en la Primera División, tienen ese registro y es tu impronta.
Para ti, este partido ha terminado. Y, por Dios cómo lo lamentamos. Te vamos a extrañar, hasta pronto buen amigo.

Lorenzo Reyes:
La noticia me golpea. Daniel pertenece al primer grupo que ingreso a la Escuela de Comunicación Social en 1967. Para nosotros siempre fue el “Chico Diaz”. Muy aficionado al deporte, este fue el campo en que se desempeño preferentemente. Nuestro pésame a su compañera , hijos y nietos.

Jorge Francisco Varas Ortiz:
Lamentable noticia que enluta, nuevamente, a la gloriosa Carrera de Periodismo de la UCM con la partida de un grande profesional que deja huella eterna entre el desierto y el mar del Norte chileno.
Mis condolencias a su familia y círculo de colegas cercanos a él.

Michael Müller:

Estimados colegas y compañeros de Escuela. Mas vale tarde que nunca, pero no podemos pasar por alto el lamentable y sorpresivo fallecimiento de nuestro compañero de la primera generación (1967) Daniel Díaz (q.e.p.d.), conocido entre nosotros como “el chico Díaz”. Ya estaba retirado y vivía con su señora en Huara, ese hermoso poblado en pleno desierto cerca de Iquique. Se fue luego de sufrir un accidente en su hogar. Conocí a Daniel en la Escuela, iba un curso mas arriba, bajito, flaco y bueno para la pelota y las pichangas y el fútbol 11 contra 11. Le perdí la pista hasta que nos encontramos en Santiago. Lo recuerdo siempre trabajando en La Cuarta, ya muy excedido en peso, buen reportero, amante del norte hasta los huesos y querendón de nuestra Escuela y sobre todo del curso inicial, de la generación 1967.

Una pena su partida porque el chico Díaz era un tipo bueno de alma, nunca le escuché una mala palabra o un pelambre, se va uno mas de la manera mas impensada. A nombre del Centro de Ex alumnos y mio personalmente nuestras condolencias a su familia, a sus amigos y a sus ex compañeros de la Escuela generación 1967. Descansa en paz Ernesto!